Actualidad

Furtivismo

Pillan in fraganti a furtivos colocando una red de 300 metros para capturar perdices de noche

Colocaban cientos de metros de redes ‘invisibles’ en los campos de fincas sevillanas para capturar perdices. La intensa labor de vigilancia e investigación del guarda rural, junto a compañeros de fincas colindantes y al Seprona ha posibilitado la identificación de los supuestos furtivos.

12/12/2019 11:51:22 | CdC | Archivado en:  Furtivismo.

Furtivismo

Tras dos semanas de vigilancia e investigación llevadas a cabo por el guarda rural de una finca sevillana, con la colaboración de dos guardas de fincas colindantes y el apoyo de una patrulla del Seprona, se ha detenido con las manos en la masa a los dos supuestos furtivos que colocaban redes invisibles para la captura de perdices durante la noche.

Batían el monte para llevar a las perdices hasta las redes

Furtivismo

El operativo comenzó dos semanas antes de la detención de los supuestos furtivos. El daño que hace este tipo de delincuencia en las fincas que invierten miles de euros en la gestión de sus poblaciones de perdices es altísimo.

Por esto, cuando el guarda rural de esta finca sevillana, que prefiere mantenerse en el anonimato, se percató de que estaba disminuyendo el número de patirrojas, comenzó una intensa vigilancia.

Descubrió la red y no paró hasta que los pilló

Un día, el guarda descubrió la red en el monte. Esto le llevó a atar cabos y conocer el método que utilizaban los amigos de lo ajeno para llevarse las perdices de la finca. Dos guardas rurales de fincas colindantes le brindaron su ayuda, por lo que la vigilancia se realizó de manera continuada en esta finca.

Hasta que una noche los furtivos volvieron: «Eran tres. Dos de ellos se bajaron del coche y colocaron la red». Enseguida llamó a sus compañeros guardas y al Seprona.

Así actuaban los furtivos

Este guarda nos cuenta el método que utilizaban estos supuestos furtivos cuando fueron descubiertos in fraganti:

«Colocaron un foco de luz en lo más alto de un cerro. Se fueron a la otra punta del monte y, con una cuerda muy larga a la que ataron plásticos, batían el monte. Las perdices, al levantar el vuelo en la noche, se dirigían hacia la luz, y allí quedaban atrapadas en las redes».

Furtivismo

Intentaron esconderse

Cuando los coches de los guardas rurales y el de la Guardia Civil se dirigieron al lugar donde estaban actuando estos individuos, estos intentaron escapar y esconderse en el monte. Pero esto no resulta cuando te enfrentas a alguien que conoce el monte como la palma de su mano.

Al ser descubiertos e identificados, negaron los hechos, pero se ha tramitado la correspondiente denuncia por violación de la Ley de Flora y Fauna. Estos individuos, malagueños, se enfrentan a una multa de entre 600 y 70.000 euros, según ha comunicado este guarda rural a Club de Caza.

 

Noticias relacionadas

 

 

Las más leídas

 

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.