Actualidad

Videonoticia

Los pelos de punta: llora al encontrar a su perra de caza perdida tres días atrás

Esto es lo que siente un cazador cuando encuentra a su perro perdido. Te reto a que leas este artículo y luego veas el vídeo sin emocionarte. Álex estuvo tres días buscando a su podenca canaria y, cuando al fin la encontró, rompió a llorar, con la suerte de que tenía la intención de grabar el encuentro con ella para compartirlo con sus compañeros.

15/06/2019 0:39:09 | CdC | Archivado en:  Videonoticia.

Esta noticia la han leido 20.912 personas

Podenca encontrada

Álex es un joven cazador canario que vivió tres días de infierno el mes de agosto pasado. El primer día de caza de la temporada perdió a su preciosa perra y no paró de buscarla más que para trabajar y dormir, lo mínimo. Nos ha narrado esta desagradable experiencia: «Era el primer día de caza, y me pensé mucho si salir por el calor que hacía. Pero como tenía bien entrenados a los perros, salimos un rato a primera hora de la mañana.

Así sucedió la desgracia

»Fuimos a la cueva que tiene mi tío, y empezamos a cazar en las horas más frescas del día. Al poco de empezar, la perra se quedó atrás. Dejamos de cazar y fui a echarle agua y a ver si estaba bien. Bebió agua y seguimos. Pero como la perra iba detrás, nos dirigimos hacia el coche. Hasta que llegamos al coche, la perra vino detrás de mí. Pero cuando lo abrí, miré hacia atrás y la perra no estaba. Fue cuestión de metros.

»Fue muy extraño, porque la perra estaba allí mismo. Comenzamos a buscarla y nos dieron las ocho y media de la noche. Yo tenía que entrar a trabajar, y me costó mucho tener que irme. Ese día no hubo quien me aguantara en el trabajo.

»Al día siguiente volví y estuve todo el día buscándola, pero no hubo suerte. Así estuve tres días».

Las redes sociales y sus amigos colaboraron para que encontrara a Porquería

Alex es una gran persona y un cazador muy querido por sus compañeros. Eso consiguió que su caso se extendiera por las islas en pocas horas. Las redes sociales llevaron la foto de la perra a buena parte de los móviles de los cazadores y sus familiares.

Debido a esto, una señora le llamó por teléfono y le dijo que le parecía haber visto a su perra cerca de una carretera. Ese día el trabajo poco importó. Alex cogió el primer autobús que subía hacia aquella zona y se presentó allí: «cuando estaba llegando, vi una polvareda junto a la carretera. Supe que Porquería estaba allí».

Este cazador perdió a su compañera un domingo de agosto. La volvió a ver un miércoles por la mañana. Fue cuando no pudo contener la emoción y comenzó a llorar al recuperar a su perra.

La historia de su peculiar nombre

Esta preciosa podenca canaria de 6 años se llama Porquería. Alex nos cuenta la historia de este peculiar nombre: «Uno de mis mejores amigos me la regaló cuando era cachorra porque iba a dejar de cazar. Es como mi padre, y por eso quise homenajear a la madre de mi perra, que también se llama así. Imagina el cachondeo de mis compañeros de caza cuando llamo a la perra en el campo…

Una gran compañera de caza

»Aquel miércoles la estuve cuidando e hidratando todo el día. El jueves la dejé descansando en casa. No la llevé de caza porque debía descansar. No le sentó muy bien, y parece que me lo quiso demostrar el siguiente domingo, pues ella sola cogió tres conejos a diente y me los trajo bien orgullosa. Mi compañero de caza me dijo: ‘Eso lo ha hecho por haberla dejado en casa el miércoles’».

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.