Benelli, en constante evolución

Con la presentación de los nuevos modelos de la gama Bellmonte y Pasión, Benelli da una nueva vuelta de rosca a la calidad de sus escopetas, cuidando y mejorando cada detalle para buscar la máxima satisfacción entre los cazadores.

CdC

09/10/2017 - 10938 lecturas

«La Bellmonte Bec es una escopeta especialmente diseñada para la caza de la becada»

«La Benelli Pasión es una escopeta de lujo con un precio realmente contenido de 1.395 euros»

«Todos estos modelos de Benelli cuentan con punto luminoso LPA, recámara de 76 mm, nuevos cañones con ánima de 18,4 milímetros cromados interiormente y cut off»

«En la fábrica de Álava se elaboran todas las piezas menos los cañones y las maderas, que vienen de Italia»

«Todas las piezas salen de barras macizas que se van trabajando hasta lograr la pieza definitiva, salvo los chokes, para los que se emplean tubos»

La presentación de estos modelos se ha realizado en las instalaciones de Beretta Benelli Ibérica en Trespuentes, Álava, donde los responsables de la empresa hicieron de anfitriones ante la prensa especializada mostrándoles además la fabrica y los distintos procesos de producción y controles de calidad que en ella se llevan a cabo para la fabricación de toda la gama Bellmonte y la nueva Benelli Pasión.

Jorge Ganzarain, como director general de Beretta Benelli Ibérica, fue quien inició la presentación en el show room de la empresa, comentando brevemente algunos aspectos de esta, como son su volumen de producción, las características de su mercado, los países que en la actualidad son sus clientes, o la línea de innovación que siempre ha mostrado la fabricación en España de Benelli, dando paso posteriormente a Ander Risco, que como director comercial de Benelli presentó los nuevos modelos de la gama Bellmonte y la Benelli Pasión.

El primer modelo presentado fue la Bellmonte Bec, una escopeta especialmente diseñada para la caza de la becada y que cuenta como características principales su cañón estriado de 61 centímetros, una nueva carcasa de aleación ligera con grabado de una becada y la posibilidad de disponer del modelo tanto en madera, con un precio de 1.235 euros, como en material sintético, a un precio de 1.085 euros.

Otro nuevo modelo es la Bellmonte Brown MKII, caracterizada por un acabado anodizado marrón bronce a juego con la madera, una nueva cantonera de 20 mm para una mejor amortiguación del retroceso y que permite además poder cambiarla para adaptar la longitud de la culata, unas maderas que no superan los 500 gramos para lograr que el peso total de la escopeta no llegue a los tres kilos y un precio 1.175 euros.

Y como última novedad, fue presentada la nueva Benelli Pasión, una escopeta de lujo con un precio realmente contenido de 1.395 euros. La Benelli Pasión cuenta con maderas de grado tres acabadas al aceite y sus grabados están finalizados a mano, destacando su ligereza, su nuevo guardamanos rediseñado para ofrecer un mejor agarre, o la nueva cantonera de 20 mm de Micro Cell Soft Plus.

Todos estos modelos de Benelli cuentan con punto luminoso LPA, recámara de 76 mm, nuevos cañones con ánima de 18,4 milímetros cromados interiormente y cut off, o palanca de extracción de los cartuchos del tubo depósito, presentándose en un maletín de transporte con su correspondiente juego de llaves, cinco chokes, aceite y anillas portafusil.

Instalaciones de Beretta Benelli Ibérica

Para la visita a las instalaciones y la fábrica se sumó al grupo Mikel Echave, director de producción de BBI, que fue guiando a los visitantes por los distintos departamentos que componen toda la cadena en el proceso de producción de las semiautomáticas, destacando que en la fábrica se elaboran todas las piezas menos los cañones y las maderas, que vienen de Italia. Comentando también que, dentro del grupo empresarial, en cada país se especializan en alguna de las piezas que utilizan todas sus armas y que, en el caso de la fábrica de Álava, el elemento que producen para todo el grupo, y en el que están especializados, son los chokes.

La visita se inició en la zona de montaje, lugar donde se ensamblan todos los componentes y que se montan centrándose en dos grupos, uno dedicado a los cañones y otro a las carcasas. Resulta curioso observar que cada paso en el montaje está ubicado en zonas diferenciadas por colores, correspondiendo por ejemplo el azul a la zona donde se montan las carcasas.

En esta zona de la fábrica también disponen de una máquina de rodaje, en la que se realiza un rodaje de las armas para comprobar su correcto funcionamiento.

Posteriormente se pasó por la zona de grabado, donde se realizan tanto los grabados de los distintos modelos como la colocación de la correspondiente numeración en cada arma.

En esta primera parte de la visita también se mostró a los visitantes la zona de embalaje y una zona destinada a la revisión y limpieza, por donde pasa cada arma después de ser sometida a todas las pruebas para limpiarla y prepararla antes de su embalaje.

La última parte de la visita se dedicó a ver la maquinaria que se utiliza para la fabricación de las distintas piezas, comentando el director de producción que todas las piezas salen de barras macizas que se van trabajando hasta lograr la pieza definitiva, salvo los chokes, para los que se emplean tubos. Los visitantes pudieron comprobar que, para cada proceso de producción, se establecen tablas de controles de calidad con unas tolerancias acotadas y unos límites establecidos por la empresa, siempre por debajo de esas tolerancias, retirándose los productos que superan esos límites aunque se encuentren dentro de las tolerancias admitidas.

La visita a la fábrica terminó en la zona en la que se prueba cada escopeta, realizando en ellas nueve disparos con tres tipos de cartuchos distintos: tres disparos con cartuchos de 56 gramos, tres con cartuchos de 36 gramos y, por último, otros tres con cartuchos de 30 gramos.

Prueba en el campo de tiro de Zambrana

Una vez finalizada la presentación de los nuevos modelos y la visita a la fábrica, los asistentes se desplazaron al campo de tiro de Santa Cruz del Fierro, donde se encuentra el coto El Castillo y donde esperaban la directora de marketing de BBI, Natalia López, y el director comercial de Beretta, Iñaki Guergue. Allí los asistentes pudieron realizar pruebas con semiautomáticas Benelli Pasión en distintas series de compack sporting, utilizando cartuchos B&P MB Light de 30 gramos con perdigón del 8.

Tras la pruebas, todo el equipo de BBI se puso a disposición de la prensa especializa para contestar a todas las dudas y preguntas sobre sus productos que pudieran tener, terminando la jornada con una comida en el mismo coto y una sobremesa que sirvió para continuar debatiendo sobre los productos de esta emblemática empresa, única que fabrica en la actualidad escopetas semiautomáticas en España, poniendo al alcance de los cazadores toda su gama con una extraordinaria relación calidad precio.

Para más información sobre la gama Bellmonte o la Benelli Pasión puede consultar estos enlaces:

Gama Bellmonte

Benelli Pasión

Sauer 100

Sauer 100

CdC