Desde mi Tronera

Los purines de los cerdos envenenan a las aves y contaminan el resto de la biodiversidad (I)

Los purines líquidos de cerdos —y de vacas en menor medida— son los más letales y, por ende, los menos publicitados donde en España, cómo no, se han registrado casos en varias instalaciones y un vacío legal por el que Europa ha puesto el grito en el cielo y, por fin, ha dado un plazo para minimizar, que no para subsanar, el grave problema que nos acucia.

01 may. 2018 - 6.858 lecturas - 10 comentarios

Mientras, los ecologistas, que para eso los tiene el Estado, han mirado para otro lado o han acosado a quienes los retratan en todas sus facetas falsarias. Motivos todos ellos por los que el problema se oculta con un celo peligroso para la población en general y más para quienes nos atrevemos a hablar.



De momento, en España hay prórrogas para proceder en consecuencia con la adecuada gestión. Producimos muchos cerdos. Eso es cierto. Pero, ¿a qué precio?


Una producción acechada por la PPC que cada vez se nos acerca más con el agravante de que la cabaña jabalinera aumenta y encima se traen jabalíes del extranjero para ser abatidos por cazadores sin escrúpulos en corralones al aire libre. Motivo por el que se quieren macrogranjas esterilizadas en detrimento de las ganaderías familiares, con lo cual daríamos la puntilla final al mundo rural. De momento, disminuyen las explotaciones familiares y aumentan los cerdos. Y… ¿quieren más? El purín que se vierte en el campo puede ser trasladado por las aves, los vehículos, las personas, etc., etc., a cualquier parte de la Tierra. Motivo este último por el que las precauciones son preocupantes para España. Y los jabalíes, visto lo visto, pueden llevar lo que les dé la gana a la Puerta del Sol de Madrid. Los cazadores tradicionales disminuyen debido a la edad y a lo caro de un asunto que no recibe ninguna subvención. Esa ha sido la gestión de los últimos años de una administración que ha hecho dejación de todo lo inherente al denominado sector primario.




Los purines de cerdos de criadero son los más conocidos ya que son muy contaminantes,​ sobre todo debido a la concentración porcina en diversos puntos,​ por lo cual su control es obligatorio en España mediante el Real Decreto 261/96, que es la incorporación de la Directiva 91/676 de la Unión Europea.​


Tienen un contenido aproximado (en proporciones de Kg por tonelada) de 2 Kg de nitrógeno, 0'5 de fósforo y 3 de potasio.[cita requerida] Los purines forman parte de la biomasa residual húmeda.


En la actualidad se está estudiando el reciclaje de los purines de cerdos para diversos usos, entre ellos para la obtención de metano,​ para su uso como abono​ o bien incluso mejorando sus propiedades con el objetivo de poder depurar el agua residual de purines,6​ entre otros usos.


Wikipedia




Contaminantes en purines liquidos de cerdos


Orina de cerdo y amoniaco en el aire: España tiene un problema ambiental por resolver. España es el único país europeo en el que la contaminación por amoniaco crece cada año. Estas son las raíces del problema y los principales emisores. En 2010, la Agencia Europea de Medio Ambiente decretó restringir al máximo la emisión de cuatro contaminantes muy tóxicos y nocivos tanto para la salud humana como para la naturaleza. Estos eran el dióxido de azufre, los óxidos de nitrógeno, los compuestos orgánicos volátiles y el amoniaco. Por sexto año consecutivo desde que se implantaron estos techos de emisión, España ha incumplido el límite de contaminación por amoniaco.


Es más, en el año 2013, el nuestro era el único país de Europa que no sólo no había reducido sus emisiones de amoniaco, sino que las había aumentado en un 11% con respecto a 1990. Tenemos una producción de purines mucho más grande de lo que nuestros campos pueden absorber. Y lo que es peor: los purines vertidos o en la granja son fuente de contaminación de aves y otros animales que entren en contacto con ellos o a través de los ríos, acuíferos, etc. El problema es grave.




El Síndic de Greuges reconoce que el vertido de purines está causando un grave perjuicio al medio ambiente. Hace unos años, durante el rodaje de los dos capítulos destinados al Ter en la serie Riu Avall de TV3, tuve ocasión de comprobar la gravedad del problema del vertido de purines en esta comarca. En algunos municipios como Roda de Ter, Gurb o Taradell la mayoría de sus fuentes estaban clausuradas y los vecinos manifestaban que no podían usar el agua de los grifos para beber o cocinar por temor a enfermar. La contaminación por nitratos puede ocasionar afecciones muy graves a nuestro organismo.


En su escrito de respuesta a las entidades ecologistas, el Síndic de Greuges reconoce que el vertido de purines está causando un grave perjuicio al medio ambiente y afectando de manera directa a las aguas de abastecimiento urbano, lo que supone un grave riesgo para la salud de las personas. Por ello solicita que el Parlament apruebe una normativa de urgencia para detener la construcción de más granjas porcinas y establezca un canon a las granjas intensivas para costear las labores de recuperación de los acuíferos y descontaminación de los suelos afectados. (Ver informe oficial).


El Govern debería evitar la construcción de nuevas macrogranjas de cerdos y controlar mejor las ya existentes. La respuesta del Síndic de Greuges a la denuncia de los grupos ecologistas debería servir para que el Parlament asuma una mayor responsabilidad ante este grave problema medioambiental y de salud pública, que no hace sino empeorar, y ordene al Govern que emprenda medidas urgentes para evitar la construcción de nuevas macrogranjas de cerdos, exija un mayor control de los residuos que generan a las ya existentes y empiece de una vez por todas a imponer sanciones ejemplares y disuasorias a quienes están envenenando el suelo y el agua de abastecimiento humano.


Por muchos puestos de empleo que sostengan, por muy motor de la economía local en que se erijan: ¡basta de cerdos!, o acabamos con este modelo de desarrollo insostenible o el modelo acabará con nuestra salud y la del medio am Los usos humanos y veterinarios de fármacos provocan una alta concentración de estos compuestos en aguas residuales, que a menudo no se tratan de forma suficiente en las estaciones depuradoras y se acaban abocando a ríos y lagos. La Directiva Marco del Agua de la UE incluye el diclofenaco en la lista de compuestos amenazadores, y se ha demostrado que este medicamento ha causado prácticamente la extinción de los buitres en la India.


La Vanguardia, 14-12-16




Deposito de plástico que contiene purines de cerdo.

La cabaña porcina es la que más beneficia al ganadero español


En su imparable aumento, ha sobrepasado la capacidad del medio para admitir los purines de la cabaña por el que se sigue vertiendo en el campo sin orden ni concierto.


La aparición en el último mes de diversas noticias y artículos sobre el problema de los purines podría hacer pensar que se ha convertido este tema en la serpiente de verano que luego desaparecerá sin mayor trascendencia, pero si fuera así, por mal camino vamos. Mejor dicho, estamos yendo sin hacer caso a decretos y demás artificios legales. Tengan en cuenta que las competencias de ganadería las tienen las comunidades autónomas y Europa trata el tema directamente con España, con lo cual el problema está servido y la negación de la gravedad del asunto «de los purines líquidos de cerdos» pasa a ser un asunto político de cada autonomía.



Asunto con el que mienten descaradamente con el manido latiguillo de que las granjas pasan a ser un tema que genera dinero y fija la población real en el medio agrario. ¡MENTIRA! La administración permite que España sea el basurero de Europa y ya está tratando de implantar las macrogranjas como consecuencia de que hasta la fecha no hemos protestado nadie por los males que causan los citados purines de puercos y vacas. Y lo que es peor, por su mal desecho y peor gestión, si bien es cierto que en casos graves como Cataluña ya se han empezado a tomar medidas drásticas y sumamente necesarias.




La realidad de los purines es un problema ambiental recurrente


La realidad es que cuanto se viene diciendo sobre los problemas ambientales que generan los purines obedece a una realidad poco conocida y no suficientemente valorada por nuestra sociedad.


Es cierto que España ha alcanzado el primer puesto en la producción de ganado porcino en Europa, con más de 28 millones de cabezas y casi 90.000 explotaciones, lo que determina una generación de purines de más de 50 millones de toneladas al año, volumen que bajo ningún concepto puede ser gestionado mediante su aplicación directa en tierras de cultivo.


Esta situación no es nueva y en algunas comarcas del país (como Cataluña, Aragón, Segovia y Murcia) la elevadísima concentración de granjas viene generando excedentes de purín desde hace muchos años y los vertidos incontrolados de los mismos han provocado una contaminación de los acuíferos perfectamente conocida.


Tras la aprobación de la Directiva Europea para la protección de las aguas de la contaminación por nitratos procedentes de fuentes agrícolas y ganaderas, se aprobó el Real Decreto 261/1996, acompañado del establecimiento de las denominadas Zonas Vulnerables en las cuales la máxima cantidad de nitrógeno permitido es de 170 kg por hectárea y año.


Para que podamos hacernos una idea de lo que esta limitación significa: en el entorno de una granja, cada hectárea de suelo agrícola no debería recibir el purín de más de 20 cabezas de ganado, siendo habitual que en las zonas de alta concentración pueda haber 2000 cabezas o más por hectárea disponible. Esto determina que más del 20% de los purines generados sean excedentes, cuyo destino no puede ser la aplicación agrícola directa.


El incumplimiento reiterado de la Directiva en ciertas zonas determinó sanciones al Estado español que recomendaron al Gobierno buscar alguna solución. Para ello se buscó una alternativa equivalente a la usada para otros residuos, con la aprobación del Real Decreto 2818/1998, que establecía unas primas para las plantas de cogeneración destinadas al tratamiento de los purines.


Al amparo de la citada norma, a partir del año 2000 se establecieron una serie de instalaciones en las zonas más críticas que, sin resolver el problema en su totalidad, lo paliaron al eliminar parte de los excedentes. En este sector llegaron a operar 29 plantas, integradas en la asociación de empresas de tratamiento (ADAP).


Estas instalaciones tuvieron que ir cerrando paulatinamente su actividad a partir de la reforma del sector eléctrico de 2012, hasta la parada de la totalidad de ellas. Plantas que están hoy a la espera de la aplicación de una sentencia favorable del Tribunal Supremo, que en todo caso no permitirá la puesta en marcha de mucho más allá del 50% de las mismas.


Y en estos más de 20 años ¿qué se ha hecho por resolver el problema creciente a medida que lo hacía el sector porcino? Prácticamente nada, además de lo ya dicho, salvo constatar cómo además de la contaminación de las aguas por nitratos, los purines contribuyen de forma relevante a las emisiones de amoniaco (emisiones que en España siguen creciendo) y de forma muy relevante a las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), en razón de las emisiones de metano producidas por la aplicación de los purines sin tratamiento previo.


Ante el agravamiento del problema derivado del cierre de las plantas y la falta de alternativas realistas, por cuanto algunas propuestas tecnológicas innovadoras o están en fase de experimentación o sus costes son inabordables, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y algunas Comunidades Autónomas -muy apurados por la situación- optaron por una solución genial: transportar los purines excedentes a zonas alejadas para almacenarlos en balsas hasta el momento de su aplicación al suelo.


En ningún momento de la larga historia de la gestión de los purines se había planteado esta opción como solución generalizada, por cuanto transportar algo cuyo contenido en más del 90% es agua, a más de 100 km (que en ocasiones es la distancia a la que se encuentran zonas aptas para el vertido), es un dislate económico, por no hablar del agravamiento del impacto ambiental por el transporte y porque las balsas son una fuente permanente de emisiones.


Como el problema no es nuevo, ni exclusivamente de España, conviene revisar las soluciones que se dan en otros países de la UE que también tienen problemas de purines donde se ha comprobado que el aprovechamiento agrícola de los mismos (cuyo uso no se discute) se hace preferentemente tras su tratamiento por medios físicos, químicos, biológicos o térmicos, única forma de evitar los impactos negativos, consiguiendo que los ganaderos cumplan con las normativas ambientales sin poner en riesgo la viabilidad de su actividad.


En la mayoría de esos países se ha optado por la tecnología de biodigestión para generar biogás, por su madurez y su perfecta aplicación al caso de los purines, existiendo en la actualidad miles de plantas en operación en la UE.


Según la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación) los estiércoles del sector ganadero contribuyen de manera destacada a la emisión de GEI, especialmente metano, que se emite desde la generación del purín, durante su almacenamiento y tras su aplicación al suelo.


Con estos argumentos, la Directiva 2009/28/EC del Parlamento Europeo y el Consejo, para la reducción de las emisiones de GEI en Europa, fomenta el uso de subproductos y residuos de la agricultura como estiércoles, purines y otros materiales orgánicos para la producción de biogás, considerando este camino como el más idóneo por sus ventajas ambientales, económicas y sociales.


Las instalaciones de biogás, como consecuencia de su capacidad de generar calor, electricidad o usarse como biocarburante, así como subproductos de aplicación agrícola y por su carácter descentralizado, pueden contribuir de manera significativa al desarrollo rural.


Esta potencialidad de la biodigestión para abordar el problema de los purines y contribuir a la mejora ambiental ha sido reconocida en el Paner (Plan de Acción Nacional de Energías Renovables 2011-2020), que en su día redactó IDAE y se entregó a la UE, además en el excelente documento El Biogás Agroindustrial en España, elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente, así como en las bases del Plan de Biodigestión de Purines (2009), que nunca se desarrolló.


De manera que, frente a las cifras antes citadas de Europa, las plantas de este tipo en España no van más allá de lo testimonial y las posibilidades reales de su desarrollo futuro, en las condiciones económicas y normativas existentes, son prácticamente nulas.


Las carencias y limitaciones de las normativas, así como la propia estructura del sector porcino, basada en la dependencia económica de muchas de las granjas (integración) de las grandes compañías del sector cárnico, hacen difícil que los ganaderos puedan asumir la totalidad de los costes de tratamiento de los purines.


En este sentido, el reciente artículo del profesor Xavier Flotats de la UPC, sin duda una de las personalidades más autorizadas en el mundo de los purines, establece los criterios para que la solución al problema de los purines sea una realidad. Sus argumentos son tan sólidos y basados en tan larga y profunda experiencia que me permito reiterarlos: «La resolución de este problema requiere de una reorganización del sector que suponga la internalización y reparto de responsabilidades económicas y de gestión, hoy exclusivamente centradas en los ganaderos, a menudo integrados en una cadena de valor en la que ellos son el eslabón más débil».


Por tanto, para que sea viable esta nueva apuesta por una solución sostenible es imprescindible que en la solución se impliquen, además de los ganaderos, el sector cárnico, propietario de las grandes compañías integradoras y que hoy mayoritariamente se mantiene ajeno al problema y a sus soluciones, pese a los excelentes resultados de un sector en pleno auge, que ya representa casi el 40 por ciento de la producción ganadera total y con exportaciones que superan los 4.000 millones de euros.


Como también dice el Dr. Flotats, el tratamiento de los purines no puede ser una pieza aislada, cuyos elevados costes lo hagan inviable, debe formar parte de todo un proceso industrial vinculado a otros sectores estrechamente relacionados, como los residuos agroindustriales y los fertilizantes.


En todo caso, la importancia ambiental y social del problema de los purines requiere de actuaciones sin demora, dado el carácter insostenible de la situación.


No basta con las denuncias que últimamente proliferan en algunos medios y tampoco es una solución reducir al mínimo una actividad económica determinante en ciertas comarcas y de gran importancia para el país, pero la situación no permite eludir por más tiempo el grave problema existente.


En un momento en el que debe revisarse la política española frente al cambio climático y se ha iniciado el desarrollo de una Ley de Cambio Climático y Transición Energética, deben recogerse en ella los medios que permitan la utilización de tecnologías como la biodigestión para el tratamiento de los purines, de manera que se pueda mantener el desarrollo de un sector de tanta relevancia, pero en condiciones de sostenibilidad económica y ambiental.


El Economista.es, 22-09-17




Planta de reciclado cerrada.

Nota final


Aun cuando siempre utilizo mucho la hipervinculación en la que me baso para afirmar, desmentir u opinar, en esta ocasión no me he contentado con ello y hasta he reflotado el texto, pues en alguna ocasión se me ha vejado y en otras se ha desestimado lo que aquí, eso sí, he retratado para dar fe de lo que escribo y seguiré escribiendo, pues la cosa no se queda aquí. Ni mucho menos, motivo por el cual pienso seguir con este asunto hasta sus últimas consecuencias, que no son para tomarlas a broma.

 

• 
 •

10 comentarios

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

01 may. 12:53
Virbio
Gran y certero artículo; un grupo de cazadores tenemos constadadas la total desaparición de aves (la primera la perdiz, totalmente extinta) en zonas donde se llevan años abonando con purines.
02 may. 10:06
Fuente Andrino  
Amigo Virbio, me agrada que haya cazadores, pescadores y amantes de la naturaleza que sepan valorar como tú el problema que nos ocupa, pero como con este asunto ya he tenido varios encontronazos, he esperado hasta tener las noticias que avalan lo que fotografío y por si acaso, he dejado balas en la recámara. Si me has hecho el honor de leerme en otras ocasiones, verás que soy muy dado a los hipervínculos como consecuencia de mi condición de informático (ya jubilado), pero en esta ocasión he copiado, en vez de hipervincular, lo que he querido decir yo, pero lo he hecho de secuencias enteras sin cortes firmadas por gente e instituciones sin tacha. Los purines líquidos son un veneno letal y matan aves y peces a punta pala, sobre todo las que meten el pico en el suelo o se bañan en tan despreciable líquido elemento. Mira, si coges las denuncias por envenenamiento de ríos de Aragón y Cataluña, la cosa es como para ponerse a temblar. Y si a todo esto añades que carecemos de análisis del terreno y le endosamos en las praderas y fincas de labor estos regalos que van a dar a los acuíferos, aguas corrientes y masas de agua, es como para echarse las manos a la cabeza. Ah, quiero que sepas que en ocasiones se vierten los purines a los ríos directamente cuando llueve. Claro que somos el primer País de Europa en producción de cerdos, pero así: cualquiera.
Los componentes nocivos se estudiaban antes en el bachillerato. No son fórmulas de alquimia. Los autodenominados ecologistas cuando Europa dice algo solo les falta decir al final: PALABRA DE DIOS. Pero ahora callan cuan bribones que son y desvían la atención con la mala vida y muerte de yo que sé.
También justifico, cómo no, lo que digo con hipervínculos a pesar de que he copiado lo que dicen al respecto. Procuro profundizar para personas como tú.
MUCHAS GRACIAS POR LEERME Y MOLESTARTE EN PONER DE MANIFIESTO UN PROBLEMA QUE NOS AFECTA A TODOS Y MUCHAS GRACIAS POR OBSERVAR LA NATURALEZA EN TODAS SUS DIMENSIUONES.
02 may. 20:57
Mr. Hyde
Yo no voy a negar nada de lo que dices, el amoniaco es efectivamente nocivo, de lo que me extraño es que no haya mucha lucha al respecto por parte de los ecologistas y tu explicación , perdona que te diga, me parece más una teoría conspiranóica que otra cosa, pues los ecologistas no han tenido pelos en la lengua para denuncias determinadas prácticas y el uso de determinados fitosanitarios por parte de la agricultura, por no nombrar los ataques que ha sufrido la ganadería, el uso de antibióticos, hormonas, etc. por lo que me cuesta creer que si el impacto es tan grande como citas no digan nada, supongo que entre esas balas que tienes en la recamara haya pruebas fundadas de la razón por la que los ecologistas hacen la vista gorda en este tema, cuando son tan combativos en otros, me cuesta creer que seas el único en el mundo que vea un peligro inminente.
Todo tu artículo esta muy elaborado y fundamentado, pero tus conclusiones sobre la pasividad en el tema son bastante flojas, insinuar que los ecologistas escurren el bulto en este tema, mientras que en otros que según la presentación que has hecho de este son menores, por ejemplo el imidacloprid o el glifosato, donde han sido muy combativos y en esto no dicen nada, no sé ¿acaso no les importa perjudicar a la agricultura en esto y en lo otro escurren el bulto? De verdad que no encuentro motivo para tal cosa, como decir que España es el estercolero de Europa, bueno, España lleva muchos años cumpliendo directivas europeas, no creo que estos e lo pasen por el forro y estén peor que paises que no llevan tanto tiempo en su cumplimiento.
Tu exposición me parece un "yo contra el mundo", realmente argumentas muy bien tu exposición, pero en las conclusiones para explicar partes en la que cojeas, tiras mas de sentimientos que de razonamientos , por mi en contra que este de ecologistas, me parece raro lo que explico, no me cuadra que por un lado jodan a la agricultura y por otro lado den manga ancha, no sé, raro es.
03 may. 20:00
Fuente Andrino  
Mr. Hyde, en primer lugar quisiera darte las gracias por tu elegante y constructiva manera de discernir. MUCHAS GRACIAS. No obstante, tengo que decirte que ese final al que aludes lo tengo publicado en otro artículo que publicará el web máster cuando crea conveniente. También he preparado un resumen final con toda la documentación hipervinculada así como un resumen de: lo que representa la plaga de jabalíes, las denuncias sistemáticas de Bruselas, las denuncias por contaminación de ríos y acuíferos, la temible propagación de las cada vez más cercanas pandemias, lo que para España significa la economía porcina, etc. etc. . Motivos, todos ellos, por los que continuaremos entonces con nuestros puntos de vista, pero yo de momento sigo en mis trece.
Leyendo a don Francisco Gómez de Quevedo y Villegas aprendí aquello que escribió:

“ Muchos dicen mal de mí,
y yo digo mal de muchos;
mi decir es más valiente;
por ser tantos y ser uno”.
Miguel Ángel Romero Ruíz
06 may. 12:32
josemiguelmontoyaoli
Querido amigo D. Miguel Ángel:

Te aplaudo en lo que has dicho... ¡Hasta con las orejas!
Gracias, como contribuyente que soy, por aportar mucho más que muchos otros que se mueven al socaire del erario: verdades como puños y cuestiones relevantes a debatir.

Lo que pasa con los purines pasa también o parecido con los fangos de las depuradoras.

Luego nos comemos todo eso.

Un afectuoso saludo. Miguel
07 may. 18:09
Fuente Andrino  
Querido y respetado amigo José Miguel Montoya Oliver.
Me da vergüenza que mis posts figuren al lado de los tuyos, pues –sin lugar a dudas- eres el hombre más documentado y cualificado de España tanto en estos menesteres como en el resto de los propios de tu doctorado en ingeniería superior de montes. A los libros que has escrito me remito y a la opinión de tus alumnos también.
Los fangos de las depuradores tienen lo que no deberían de tener y en muchas ocasiones, no hacen es peor que un purín líquido de cerdos. Bueno, muchas de las multas son por verter purines de los cerdos a los ríos. ¿Qué te puedo decir yo a ti?: NADA. Únicamente darte las gracias de corazón por tus muchos desvelos para con mi persona y con todo el mundo rural de España en general, quienes quisiéramos verte al frente de lo nuestro tanto en su vertiente lúdica, como laboral o patrimonial. Yo, y muchos más lo venimos pidiendo desde hace lustros, pero los cortos (qué no hay uno bueno) prefieren monaguillos en vez de obispillos. Así nos va.
UN ABRAZO EN NOMBRE DE LOS MUCHOS QUE TE APRECIAMOS Y TE RUEGO ACEPTES MI MÁS SINCERO AGRADECIMIENTO.
09 may. 18:56
JLGarrido  
Querido Miguel Angel,
Corroboro todo lo que ha dicho José Miguel. Y tú, como siempre, no puedes ser más explícito, didáctico y concreto en tus planteamientos que haces siempre como persona comprometida y valiente. Eres un hombre cierto.
Te replica una persona con formas correctas pero con seudónimo, solo sus amigos sabrán quien es, ya que los demás en este baile de máscaras no vemos tras el disfraz. Como son reglas del juego, no hay nada que decir y menos si además lo aceptas.
Dice Mr Hyde “Todo tu artículo está muy elaborado y fundamentado, pero tus conclusiones sobre la pasividad en el tema son bastante flojas, insinuar que los ecologistas escurren el bulto en este tema, mientras que en otros que según la presentación que has hecho de este son menores, por ejemplo el imidacloprid o el glifosato, donde han sido muy combativos y en esto no dicen nada, no sé ¿acaso no les importa perjudicar a la agricultura en esto y en lo otro escurren el bulto? De verdad que no encuentro motivo para tal cosa, como decir que España es el estercolero de Europa, bueno, España lleva muchos años cumpliendo directivas europeas, no creo que estos se lo pasen por el forro y estén peor que paises que no llevan tanto tiempo en su cumplimiento”
Dice usted, replicando a Miguel Angel “De verdad que no encuentro motivo para tal cosa, como decir que España es el estercolero de Europa”.

Pues aquí tiene un motivo: “España es el país que utiliza más pesticidas entre los 28 países europeos con 71.000 Tm, aproximadamente, que es un 20% del total utilizado en Europa. España es líder precisamente en el uso de insecticidas (los más letales de los productos químicos venenosos) triplicando a los dos siguientes países que le siguen en el nefasto ranking: Francia e Italia”, como he denunciado ya en Club de Caza.

Y le informo más: La empresa alemana Bayer (que absorbió en 2017 a la gigante americana Monsanto) es la líder mundial en agroquímica con un 25% del volumen de semillas y biocidas y una facturación de 23.000 millones de euros. Es la distribuidora de los productos más peligrosos para las aves (Imidacloprid, Tirán y Fipronilo) analizados en el estudio de semillas patrocinado por FEDENCA y la ONC y que demostraron ser más letales con las perdices. La nueva fusión de la Bayer - Monsanto ha permitido superar al consorcio de gigantes americanas DuPont- Dow Cheminal, que facturan unos 17.000 millones de euros. Estas dos poderosas empresas manejan los fitosanitarios a utilizar en el mundo y desgraciadamente a sus víctimas.

Ya hemos denunciado varias veces y en diferentes medios: FEDERCAZA; Club de Caza y otros, los efectos letales para las perdices y otras aves de ciertos biocidas utilizados para blindar las semillas que estaban autorizados por las normativas españolas y europeas. Ver en club de caza en estas fechas: Junio 2010. Agricultura dulce; Abril de 2012. Denuncia ante el Fiscal de Sala coordinador de Medio Ambiente; Noviembre 2013. Mi vida con las perdices; Enero 2017. Propuestas para quitar agobio a la caza.

El Fipronil y el Imidacloprid son los dos biocidas más peligrosos. Fueron detectados por primera vez con el llamado ‘proyecto semillas’ (*): “Identificación y cuantificación de los efectos de los plaguicidas agrícolas en la perdiz roja en España” 2010- 2013, que dirigió Rafael Mateos, Director del IREC. Se descubrió la letalidad de algunos productos como el Imidacloprid, que es un insecticida que forma parte de los sistémicos (productos absorbidos por toda la planta tratada), se utiliza para blindar semillas de cereales y maíz. En un ensayo sobre 32 perdices comiendo solamente semillas blindadas con este producto murieron el 30% a los 3 días, el 50% a los 7 días y en 21 días murieron las 32 perdices del ensayo. Además, este producto mata a las abejas y a las aves que beben en charcas o comen insectos afectados (golondrinas, estorninos y otros).
*Comiendo en 6 a 50 m2 de campo recién sembrado, la Perdiz y otras aves pueden sufrir:
Intoxicación aguda por: Tiram, Imidacloprid o Fipronil o Intoxicación crónica por: Oxicloruro de cobre, Maneb, Tebuconazol.
10 may. 22:51
Fuente Andrino  
Mi querido y respetado amigo José Luis Garrido Martín, en primer lugar te ruego que me perdones por no responderte a su debido tiempo dándote las gracias por las muchas deferencias que siempre tuviste conmigo. MUCHAS GRACIAS Y PERDONA.
Muchas gracias por tus elogios, pero las personas más importantes y honestas de la caza en España sois Montoya y tú. Montoya es un gran ingeniero de montes con experiencia en campo y muy comprometido con la caza y la pesca de las personas corrientes como yo. Y tú, José Luis, fuiste profesor en RENFE además de otros muchos cargos de alto nivel cuando la RENFE era la RENFE y no hacía oursourcing.
Garrido es un químico que a pesar de estar en las más altas magistraturas profesionales tuvo tiempo para hacer de FEDENCA y de la Escuela Española de Caza dos referentes a nivel de Europa, pero desde su ausencia, todo se han paralizado.
Sé que aprecias mucho a José Miguel Montoya Oliver tal y como me has manifestado en repetidas ocasiones. Somos muchos los que coincidimos en que los dos, tú y él, debíais de estar en las más altas magistraturas venatorias.
Yo, con conocimiento de causa y en lo que a la perdiz se refiere, opino que ambos dais en el clavo bajo distintos caminos. La informática me marcó de por vida y nuestro mundo rural bajo un punto de vista científico, como lo expresas tú o Montoya, me sorbe el seso.
La primera vez que supe de Montoya fue a través de un gran amigo que me enseñó una publicación de José Miguel expresándose en términos informáticos simultaneándolos con la cartografía.
José Luis, somos muchos los que te queremos de corazón. No abandones lo de la perdiz y no nos abandones, por favor. Tú, jamás diste tregua al desaliento y todavía recuerdo como diste una salida airosa al tema de la vacuna recombinante del conejo aun cuando tu no tuviste responsabilidad alguna. Pero fuiste el primero en establecer valores y empezaste por desterrar los afanes desmesurados de protagonismo en los que jamás creíste ni temiste.
Mira, lo de los seudónimos y la aparente opacidad en Internet es pura filfa. No se dan cuenta de que existe una dirección IP y … muchos que saben rastrear como los perdigueros de Burgos de mis remotas mocedades.
Leo tu dominio de la situación en la que la química mal aplicada a la agricultura ha tomado carta de naturaleza y me vienen a la mente todos mis antepasados.
MUCHAS GRACIAS, AMIGO.
12 may. 10:23
+7
JLGarrido  
Gracias Miguel Ángel, pero tu ejemplo y valentía valen más que todas las palabras dichas o escritas; y la admiración por ello nace espontáneamente contigo. Por ahí deberían ir todos los liderazgos. Tengo un dicho en el que creo: "Todo lo que sabemos sobre la caza y la perdiz, lo sabemos entre todos". Y uno de los que más saben de todo ello es nuestro amigo José Miguel. Gracias por el cariño y la generosidad con que me tratas.
12 may. 13:05
Fuente Andrino  
Querido y respetado amigo José Luis, yo no te trato con cariño aun cuando eres uno de los hombres que más valoro y aprecio de nuestro mundo venatorio. Yo, te trato con respeto y admiración por tus magnas obras en beneficio de todos. El respeto que te profeso, te lo profesan miles y miles de cazadores, ornitólogos y naturalistas de España. Te voy a contar una anécdota: una vez en el MAGRAMA me hablaron de un cazador de Valladolid que anillaba codornices y que lo hacía a las mil maravillas. Se llama José Luis Garrido Martín, contesté yo, y me dijeron: así es. No sé en manos de quien está ahora el anillamaiento, aun cuando en manos institucionales el “invicto” Miguel Arias Cañete se lo regaló a la Seo/BirdLife.
Antes, en alguna ocasión, tuve trato con Isabel García Tejerina que aun cuando nació en Valladolid, su madre nació en Fuentes de Nava (Palencia) y tiene una finca muy especial en Becerril de Campos (Palencia). Un lugar muy especial donde no pacen las ovejas desde hace años y aun vive el último capataz en Becerril. Los hijos del citado capataz tienen un taller de antigüedades digno de ver. Ahora no quiero molestarla, pero es una mujer sumamente valida y encantadora que con un planteamiento claro y transparente, nos ayudaría de inmediato. SIEMPRE LO HIZO CON TODO Y CON TODOS. Su padre, uno de los nuestros, murió recientemente. Son adinerados, pero muy buena gente. No. No me he pasado al PP, es una herencia como la caza a la que jamás renunciaré, pero la edad ha puesto las cosas en su sitio y no me ha quedado más remedio que reconocer que gente buena hay en todos los sitios e “hideputas” también.
UN ABRAZO, QUERIDO MAESTRO.