Estrategia para frenar el declive de la perdiz roja (1)

He dedicado muchos años de mi vida a buscar los motivos por los que la perdiz roja declina sin freno a sabiendas de que no ha sido por el acoso de la caza, aunque haya contribuido, ya que hay datos sobre lugares donde no se caza y la perdiz tampoco progresa.
José Luis Garrido

José Luis Garrido

03/10/2017 | 11862 lecturas

Algunos cazadores vamos a echar el último aliento por salvar a la patirroja porque ahora más que nunca la perdiz lo necesita con urgencia, pues la situación es ya irreversible. Creo que es la manera de pagar a esta especie las múltiples satisfacciones que me ha dado en esta vida, solo con ir a ver sus vivencias al campo en toda esa etapa en que ella se dedica a multiplicarse. No cuento cuando vaya a finales de octubre a cazar alguna, porque hay vivencias que todos entendéis y resultan inenarrables.


Foto: Manzano.

Que la perdiz necesita amparo es una evidencia que no requiere más explicaciones. Escribo en octubre de la situación de la perdiz roja esta temporada en algunos puntos de España y donde ahora quedamos muy satisfechos porque en un páramo vemos cinco polladas con ocho perdices, hace 35 años veíamos y cazábamos diez veces más en el mismo pago, cuando un bando se empalmaba con el siguiente en cualquier ladera. Midiendo siempre un cupo escaso de capturas, llevando agua durante varios meses, haciendo control de predadores y rezando a San Huberto, cada año la perdiz declina. Y creo que tiene solución con un proyecto que hemos elaborado, aunque deben procurarla esos señores que hemos elegido para que tengan la dicha de vivir muy holgadamente y de esperar una jubilación generosa cuando dejen el cargo, aunque se hayan ocupado de él solamente tres cuartos de hora.

Esos políticos que rigen el medio ambiente en el ámbito provincial, autonómico y nacional, son los que deben conducir los programas y proyectos que puedan salvar a la perdiz roja y a todas las especies que están desapareciendo de este mundo rural intensivo que hemos creado entre todos, pero sobre todo entre ellos y, por tanto, son a quienes se lo debemos demandar. Los cazadores sí que sabemos cómo hacerlo.

Debo reconocer que soy un cazador afortunado, pues he tenido la suerte de ser presidente de la Federación de Caza de CyL, director de la Escuela Española de Caza (EEC) y director general de FEDENCA, y esos cargos me han permitido hacer cosas a favor de la perdiz y además, poder escribir en estos años sobre muchos cursos y proyectos de perdices que han pasado por mis manos. Dirigir para la propiedad, RFEC-FEDENCA, cinco proyectos de perdiz roja que han realizado investigadores del mayor prestigio, además varios cursos y ponencias con Federaciones Autonómicas y varios seminarios de la Perdiz Roja que me han encomendado mi Federación y últimamente la FAC, además de ponencias en diferentes comunidades. Doy gracias por todo ello, aunque por mi parte he puesto todo el esfuerzo posible, tal y como si fuera de oficio.

Soy un cazador de perdiz roja privilegiado por haber podido dedicar mi tiempo libre y vivir para la perdiz y la caza, pero no de la perdiz ni de la caza

De director de FEDENCA, también hay tiempos y trabajos muy productivos para la perdiz roja. Dirigí para la propiedad, FEDENCA-RFEC, el Estudio de los métodos genéticos para determinar hibridación en la Perdiz Roja que pergeñó el catedrático Jesus Nadal y desarrollaron los más prestigiosos genetistas españoles y franceses, que fueron quienes lo definieron. Todo el procedimiento de análisis genético fue presentado y documentado el 16-12-2009 en el MARM (MAPAMA), ante la Conferencia Sectorial de Medio Ambiente, por la catedrática de biología de la Facultad de Biológicas de la UCM, Pilar Arana Montes, la bióloga de la ETSEA de la ULE, Carolina Ponz Gan y el que suscribe como director general de FEDENCA. El MARM lo consideró recomendable y así se transmitió a todas las comunidades autónomas.

El proyecto del Mapa genético y sanitario de la perdiz roja en España dirigido por el Dr. José A. Pérez Garrido, nos permitió comprobar posteriormente que en 14 provincias había escasa contaminación genética y sanitaria, gracias a que las perdices híbridas de granja difícilmente procrean, porque desaparecen del campo.

También hicimos anteriormente en Archidona, y de la mano de la FAC, el Estudio Etológico de Niveles Hormonales en la puesta de la Perdiz Roja que dirigió el Dr. Francisco C. Fuentes García y sirvió para fijar las fechas afectas al celo de la perdiz, para ajustar la caza con reclamo a lo que determina la Directiva Aves y comité ORNIS sobre el periodo de cría de la perdiz, que fija el inicio en el 1 de abril.

Un nuevo proyecto Mapa fenológico. Cronograma de natalidad de la perdiz roja en España, que dirigió el Dr. Perez Garrido, sirvió para fijar el calendario de nacimientos de las perdices en España y con los resultados de que casi el 83% las perdices nacían entre la segunda década de junio (11) y la primera de julio (10), quitando 85 días (40 nomativa + 22 de puesta + 23de incubación) desde la fecha de nacimiento, se inicia el celo de las perdices.

Uno de los proyectos que más impacto ha tenido fue el de semillas Identificación y cuantificación de los efectos de los plaguicidas agrícolas en la perdiz roja en España, que dirigió Rafael Mateos, profesor y Director del IREC y que tuve el honor de coordinar en nombre de FEDENCA de la Real Federación Española de Caza y la ONC, conocido como Proyecto Semillas, que descubrieron la letalidad de algunos productos como el Imidacloprid, Fipronilo y otros, que denunciamos a todas las Consejerías de Medio Ambiente españolas y una comisión de la Federación Española y de la de Castilla y León fuimos a ver al Fiscal de Sala coordinador de Medio Ambiente (19-04-2012) y les dejamos todos los datos, alarmados por lo que se había comprobado y se sigue refrendando.

Soy un cazador de perdiz roja privilegiado por haber podido dedicar mi tiempo libre y vivir para la perdiz y la caza, pero no de la perdiz ni de la caza. Lo de privilegiado, como veis, no tiene que ver con lo de esos señores que cazan los miles que quieren, porque para eso las pagan. Lo soy pues en mi etapa de director de la Escuela Española impulsé, con los apoyos de todos los colaboradores, los libros del I Curso de Gestión de Cotos (1997), el de La Perdiz Roja (1998) y el de Aportaciones a la gestión sostenible de la caza (2002) —todos editados por FEDENCA-EEC de la RFEC y el Grupo V en el de perdiz roja—, reunieron un plantel de profesores que eran los científicos más ilustres en perdiz y en otras especies de aquel momento irrepetible. Mencionarlos requeriría citar a más de 40 personas y no es el caso. Muchos cazadores recordarán estas etapas fructíferas de primeros contactos públicos entre la caza y los mejores científicos del país.

Estoy muy ilusionado con mi último servicio a la Perdiz Roja, que va a ser el colofón de mi vida de amante empedernido de la perdiz

Estoy muy ilusionado con mi último servicio a la Perdiz Roja, que va a ser el colofón de mi vida de amante empedernido de la perdiz roja. Es un proyecto, Estrategia para frenar el declive de las aves asociadas a los ambientes agrícolas en la Península Ibérica. Caso Perdiz Roja, que desde la ONC venían pidiendo desde hace años, Juan Sarasketa y más tarde Santiago Iturmendi con mucha ilusión y me figuro que animados por el resto de componentes de esa entidad, con la que he participado y compartido durante muchos años. Ya el año pasado lo iniciamos en Valladolid con una fase muy puntual, pero sin el proyecto definitivo. Lo he presentado en junio a la ONC y a mi Federación de Castilla y León para que Santiago, el presidente, se lo pasara a los miembros de la ONC y a las demás federaciones autonómicas y autoridades que considere.

Deseo que se ponga en marcha en todas las comunidades posibles, porque es factible y ha sido ponderado como un trabajo muy elaborado y con bastantes posibilidades de éxito. Yo así lo creo porque soy optimista. No obstante, soy consciente de que cualquier proyecto produce incertidumbre, porque las posibilidades de éxito y las de fracaso siempre se estiman y el fiel se puede tumbar hacia cualquier lado de la balanza. Los pesimistas medirán antes los inconvenientes que los beneficios.

Yo soy optimista y por eso espero que lo apoyen las federaciones, especialmente las que mejor conocen mi forma de trabajar porque he colaborado y demostrado que hago estas cosas de manera responsable y con generosidad de espíritu. Quisiera poder explicar esquemáticamente el proyecto a todos estos señores. Saben que soy de los que no se ha rendido nunca ante cualquier labor o inconveniente. Tampoco tengo ganas de tener que comprobar si la pólvora con la edad se me ha mojado o no. Si lo hacéis posible; los cazadores, pero más aún las perdices, lo agradeceremos. Cuando llegue el momento informaremos sobre él.

José Luis Garrido
Presidente honorífico Federación de Caza Castilla y León
Director honorífico de la Escuela Española de Caza
Ex Director general de la fundación FEDENCA-RFEC

José Luis Garrido: Modalidades y Métodos de Caza (2ª Ed. Junio-2015) Edita: Federación de Caza de Castilla y León. (www.fedecazacyl.es, correo electrónico autonomica@fedecazacyl.es)

 

Comentarios

Comentarios cerrados

 

Leer más
Artículos relacionados con 'Menor'

La temporada de caza menor que se avecina
José Luis Garrido

Apertura de la media veda en Castilla y León
Federación de Caza de Castilla y León

Previsiones para la media veda 2017
José Luis Garrido

Nuevas amenazas para el conejo de monte
José Luis Garrido

La meteorología condiciona la temporada de caza
José Luis Garrido

Más +
Top 5 artículos más leídos

10 calibres para la nueva temporada
R. González Villarroel (210020 lecturas)

Los otros calibres que no son del 12
Pedro A. Suárez (172951 lecturas)

Diez razas de perros para disfrutar de la temporada
E. B. y J. A. C. (161708 lecturas)

Antes de salir de caza: ¿su escopeta le queda bien?
Gonzalo Gómez Escudero (120382 lecturas)

Rifles para caza mayor, pero... ¿Cuánta precisión se necesita?
Pedro A. Suárez (118112 lecturas)