Actualidad

Internacional

213 kilos de jabalí: crónica de un lance para el recuerdo

El hijo del cazador que capturó al animal narra en una preciosa crónica la experiencia vivida durante el día de cacería en el monte de Vigneux, en Francia. Un lance frenético, buenos perros y trabajo en equipo llevaron a la caza de un animal que dobló la barra de la báscula al pesarlo.

06/11/2019 12:39:18 | CdC | Archivado en:  Internacional.

Esta noticia la han leido 24.418 personas

Jabalí

Cazadores franceses han conseguido abatir un jabalí de 213 kilos este fin de semana en Vigneux. Situada en la región de Países del Loira, departamento de Loira Atlántico, en el distrito de Nantes y cantón de Saint-Étienne-de-Montluc, esta zona tiene muy arraigada la tradición cinegética. El hijo del cazador que capturó el animal contó en forma de crónica a la web Chassepassion.net cómo se desarrolló su jornada de caza:

Domingo 03 de noviembre de 2019

14:30: Después de un buen día de caza con mi padre y nuestros amigos de caza, decidimos ir con nuestro viejo Dédé. Los tres buscamos por los setos y las zarzas para vigilar a los jabalíes, pero también para ver algunos pájaros que acaban de llegar.

Nos encontramos con nuestro amigo Gege, que esta mañana hirió a un jabalí. Gracias al increíble trabajo de un perro de sangre y de los conductores, intentamos encontrar a ese mismo jabalí. ¡Y fue alrededor de las 15:30 cuando llegó la escena, aunque breve pero rica en emoción!

Llegamos a un seto. Cada lado, y avanzamos. Tan pronto como se acercaron al seto, los perros se empezaron a comportar de manera clara: allí estaba el jabalí. ¡Ahí hay algo y los perros nos lo hacen entender!

Nuestros perros se internaron en ese arbusto y comenzaron a ladrar. Mi padre me gritó«Jabalí»y, en ese mismo segundo, el animal cruzó el campo al lado de mi padre.

Tres disparos

¡Entonces se escucharon tres disparos! Mi padre me grita entonces:«¡Julien! Llama rápidamente a Gerald para advertir a los perreris, el jabalí recibió una bala, ¡es ENORME! Aunque mi padre aseguraba que lo alcanzó, el jabalí no mostró signos de debilidad.

¡Tememos lo peor para los perros! El jabalí parece haberse detenido en un pequeño arbusto rodeado de vegetación alta y densa. Allí, el jabalí estaba a dos metros de mí, no hay vuelta atrás, así que permanezco haciendo guardia. ¡Escuchamos a los perros ladrando, pero también mordiendo! ¿Eso significa que está muerto?

¡Es enorme!

Mi padre regresa con precaución y confirma la muerte. ¡Hace uso del cuchillo de remate para asegurarse y un control de los perros se realiza de inmediato para asegurarse de que no estén heridos!«Es enorme"«¡Una vaca, un oso", es como lo describe mi padre! Me apresuro a ir a ver… ¡Y qué ANIMAL!

213 Kilos

Para sacarlo, usamos el 4 × 4 de Gérald porque el jabalí es demasiado grande para intentar sacarlo nosotros de esta zarza. Para subirlo al vehículo se necesitaban no menos de cinco personas. El peso de la báscula mostró 213 kilos (peso que además dobló la barra de acero inoxidable).

Esta cacería tendrá y será la de mi vida y la de mi padre. Entre la emoción, la alegría y la adrenalina, pero también especialmente el orgullo de haber estado allí en este momento y de que mi padre lograse abatir este jabalí».

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.